Nuevo Campus Administrativo de la Generalitat de Catalunya de Batlle i Roig Arquitectura

Batlle i Roig Arquitectura, Enric Batlle, Joan Roig, Albert Gil

El nuevo Campus Administrativo de la Generalitat de Catalunya, situado en el conjunto urbano Fira2000 de Barcelona, es el primer edificio en Catalunya que posee las certificaciones LEED PLATINUM y WELL, que miden de manera exhaustiva el bienestar de los usuarios. El complejo se ha diseñado para obtener unos espacios de trabajo de máxima calidad, con una arquitectura de vanguardia dirigida a ofrecer un edificio de oficinas de clase superior.

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

El complejo tiene una edificabilidad de 40.300 m2 y una superficie construida total de 58.587 m2, y está diseñado para acoger todas las Consejerías de la Generalitat de Catalunya en régimen de concesión administrativa. El proyecto se aborda a partir de unas premisas bien claras. El cliente-promotor HINES exige los máximos estándares de calidad ejecutiva, eficiencia energética y confort y usabilidad interior.

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Condicionantes de proyecto

El edificio se sitúa a una parcela con una diferencia de cota sustancial entre sus extremos, por lo cual el nuevo proyecto se tendrá que adaptar a un perímetro geométricamente complejo. Otro condicionante para el proyecto es el hecho que la parcela se encontraba parcialmente ocupada por construcciones fruto de un proyecto anterior las obras del cual se detuvieron prematuramente. Los elementos ejecutados eran principalmente estructura bajo rasante. Se decide adaptar el proyecto para aprovechar la máxima estructura construida, hecho que ha favorecido sustancialmente la reducción de la huella ecológica del nuevo proyecto a efectos de certificación LEED.  

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Sostenibilidad, alta eficiencia energética y bienestar de los usuarios

El edificio se caracteriza por su diseño enfocado en conseguir la máxima eficiencia energética, consiguiendo la máxima valoración en la certificación energética: LEED PLATINUM; eficiencia que se maximizará al conectarse a la red de eco-energía del distrito. Se trata del primer edificio en Catalunya que posee las certificaciones LEED PLATINUM y WELL, que mide de manera exhaustiva el bienestar de los usuarios. Es también el edificio de oficinas más grande de toda Europa con certificado WELL, es decir, el edificio europeo de mayor dimensión que procura unas condiciones excelencia para los usuarios. 

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Versatilidad y flexibilidad de uso

El complejo se organiza a partir de dos volúmenes de 5-6 plantas sobre un zócalo común en planta baja que ocupa todo el solar y une dos edificios de oficinas. Este zócalo comunica los dos accesos principales del edificio, a modo de calle interior, generando un espacio de bienvenida de carácter abierto y de gran representatividad.

Planta tipo. Ver pdf

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

El espacio exterior situado entre los dos volúmenes destinados a oficinas se diseña como un jardín que funcionará a modo de campus. La configuración de las fachadas se concibe como una doble piel que ofrece protección solar adaptada a cada orientación y un fácil mantenimiento y limpieza de los vidrios, a la vez que maximiza la relación visual con el exterior, asegurando la máxima alineación con los ritmos circadianos.

Alzados Noreste y Suroeste. Ver pdf

El zócalo común recoge los usos comunes y de atención al público, incluyendo salas de reuniones, un auditorio-sala de prensa y un restaurante-cafetería que se comunica directamente con el jardín interior. Las plantas de los dos volúmenes superiores son todas idénticas, con una superficie construida de 3.315 m2 cada una, configuradas con un alto grado de flexibilidad y eficiencia para ofrecer la máxima versatilidad en sus posibles distribuciones.

Sección transversal. Ver pdf

Todas las plantas disponen de unas óptimas condiciones de iluminación natural y vistas, permitiendo conseguir las mejores condiciones de confort en los diversos espacios de trabajo.

Estructura de los lucernarios centrales. Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Certificaciones LEED PLATINUM y WELL

Los aspectos que se trabajan para conseguir ambos certificados LEED PLATINUM y WELL son múltiples y muy exhaustivos, pero se pueden agrupar en 4 familias:

1. Ahorro, generación y aprovechamiento de recursos (Agua, energía y materiales). Respecto a las estrategias de ahorro, generación y aprovechamiento de recursos, el Certificado LEED ha valorado el proyecto con 50 puntos sobre 54.

2. Calidad ambiental de los espacios y de las dinámicas de uso. LEED valora en 30 respeto un total de 40 puntos en este ambito (66%) , conseguiendo un total acumulado de 86 de 110 puntos totales (PLATINUM). WELL valora la calidad ambiental y de las dinamicas de utilización del edificio con un 100% de las “Variables posibles” y un 100% de las optimizaciones propuestas.

3. Análisis del Ciclo de vida del edificio, El Certificado LEED ha valorado el proyecto con un 100% de la puntuación. El análisis del Ciclo de Vida del edificio aporta un estudio exhaustivo del impacto medioambiental, de los parámetros de consumo y de la emisión de CO2 a largo término. Se trata de una herramienta para aportar propuestas de mejora en el proyecto. Los parámetros objectos de estudio son los siguientes: Materiales de Construcción / Transporte hasta el emplazamiento / Uso, mantenimiento y reparación / Sustitución y Rehabilitación de materiales / Deconstrucción y transporte / Procesamiento de residuos de Deconstrucción.

4. Calidad ejecutiva y control de los procesos – BIM (Building Information Modeling). La utilización del SOFWARE BIM permite una calidad ejecutiva a la altura de las necesidades del proyecto. Con el software BIM, los diferentes agentes del proyecto han podido trabajar a través de una misma plataforma compartiendo y verificando datos (coste del material, timings de construcción, etc), entre sí en tiempo real. Todos ellos han tenido acceso a la información del trabajo arquitectónico, el que ha permitido unir el desarrollo, la gestión y el modelado en un mismo sistema. La herramienta BIM facilita, pues, detectar errores antes de la fase de construcción, y el trabajo colaborativo favorece el cumplimiento de los timings.

Definición de los cerramientos principales. Ver pdf

A través de BIM se hace posible determinar el impacto energético de los materiales. Este hecho nos ha permitido asegurar el desempeño de los estandards exigidos por LEED, haciendo más sencilla la apuesta por los edificios inteligentes y la arquitectura sostenible. El hecho que todos los agentes del proyecto hayan podido consultar en tiempo real toda la información relativa al proyecto ha generado una mayor precisión en los datos. Además, hay que destacar la comunicación bidireccional que esto ha supuesto en todos los aspectos.

Definición de los revestimientos principales. Ver pdf

La resolución de conflictos en tiempo real durante la fase de obra ha supuesto una mejora sustancial de los resultados y del control de los cambios, consiguiendo un documento as-built muy riguroso y adaptado al estándar requerido por nuestros clientes.

Los parámetros de mejora medioambiental conseguidos en este edificio se han traducido en un tratamiento especial en ciertos elementos del programa, como en los espacios de relación y recreo, los espacios de alimentación –offices- el sistema de recogida y reaprovechamiento de aguas grises y de lluvia, el tratamiento diferenciado de las protecciones solares en fachada, y la optimización y fomento de la ventilación natural dentro del edificio, y la salubridad de los materiales empleados en la construcción y en los revestimientos interiores del edificio.

Elementos de protección solar de la fachada noroeste. Ver pdf

Elementos de protección solar de la fachada sureste. Ver pdf

El programa planteado para el Campus Administrativo de la Generalitat de Cataluña se caracteriza por su gran complejidad y por su fuerte compromiso con los futuros usuarios. No obstante, el cumplimiento de los parámetros WELL es un compromiso adquirido por el usuario final –Generalitat de Catalunya-, que tendrá que velar para aportar a sus ocupantes la máxima calidad en materia de: equipaciones para la salud física y mental, equipaciones por el fomento de la alimentación equilibrada de sus usuarios, mantenimiento adecuado de las instalaciones que aseguran la salubridad del aire, de los materiales interiores, de los sistemas de reaprovechamiento del agua y de la vegetación de los espacios exteriores.

Foto: Antonio Navarro Wijkmark. El muro cortina de fachada ha sido desarrollado por Wicona

Fachadas: sistema envolvente y acabados exteriores

Las envolventes del edificio se basan en una construcción prefabricada en taller que resuelva las condiciones de cierre y protección exterior con un único sistema constructivo, de forma que exista un replanteo único y común para el resto de industriales intervinientes en la construcción de la fachada.

Las fachadas se conciben mediante una doble piel que dota al edificio de protección solar y permite la máxima superficie de iluminación. Además, facilita el mantenimiento y limpieza de los vidrios exteriores mediante unas pasarelas entre la carpintería exterior y la protección solar. Las fachadas permitirán una ventilación natural mediante carpinterías practicables, superior al 5% del total de su envolvente. Las carpinterías exteriores dispondrán de doble vidrio con cámara de aire garantizando además la estanqueidad del inmueble.

Secciones constructivas de la fachada. Ver pdf

Muro cortina: cerramiento de plantas tipo de uso oficinas

El cerramiento de las plantas tipo de oficinas se resuelve mediante un muro cortina tipo Unitized (modular) sin perfilería visible por el exterior. Los paneles prefabricados se instalarán de planta a planta con una modulación base de 1350x3840 mm. Presentará una zona de visión abarcando toda la altura libre entre el pavimento y el techo técnico, de 2750 mm de altura, y una franja opaca de 1090 mm. La franja opaca incorporará protección EI-60 para resolver la sectorización vertical contra incendios, y se completará con el cierre cortahumos termoacústico entre plantas. Los acristalamientos serán bajo emisivos, de capa selectiva de protección solar y de seguridad frente al riesgo de caídas. El panel opaco será acabado exteriormente en panel composite de aluminio acabado metalizado.

El sistema se ancla a la estructura mediante anclajes de cuelgue que permiten absorber las tolerancias de ejecución de la estructura, así como sus movimientos diferenciales. En fachada se disponen elementos practicables para asegurar la ventilación natural formados por un revestimiento exterior de aluminio perforado con una perforación del 40%, y un panel opaco practicable interior, con limitador de apertura.

Detalles constructivos de la fachada. Ver pdf

Para el mantenimiento de la fachada y soporte de las protecciones solares exteriores se ha previsto una plataforma de mantenimiento equipada con carril de seguridad, a la que se accede desde la zona de los núcleos de comunicación vertical. La plataforma se realizará en acero galvanizado y termolacado, rematado en su extremo más alejado de la fachada por un perfil continuo de aluminio lacado sobre el que se fijan las protecciones solares exteriores.

El módulo prefabricado será completamente producido en taller y transportado a obra, donde se le incorporarán las plataformas de mantenimiento antes de su puesta en obra. La puesta en obre se realiza mediante grúa ligera desde las plantas superiores.

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

En el plano más exterior de la fachada se colocan protecciones solares exteriores verticales de aluminio lacado realizadas con chapa conformada y troquelada para asegurar un refuerzo de la protección solar sin interferir en las vistas desde el interior del edificio. Las protecciones se distribuyen a lo largo de la fachada adaptándose a la modulación base del muro cortina y a las necesidades de protección solar según la orientación.

Detalles constructivos de la fachada. Ver pdf

En su parte superior se corona con un remate de aluminio conformado del mismo color que los paneles opacos de frente de forjado, y con un cierre de estanqueidad oculto para asegurar la continuidad de la línea de aislamiento térmico y estanqueidad con la cubierta. En los puntos en que el muro cortina contacta con el pavimento exterior se prevé un cierre termoacústico y de estanqueidad.

Para el acceso de bomberos se ha previsto un acristalamiento templado y una barandilla interior de vidrio laminado de seguridad para cumplir con los requerimientos de protección a caídas del CTE. La reposición de las posibles roturas de acristalamientos se realizará trasportando el vidrio de reposición por el montacargas y desplazándolo a punto requerido por el interior del edificio, desde donde se saca al exterior para proceder a su instalación sin remover el módulo de fachada.

Foto: Antonio Navarro Wijkmark

Ficha técnica

Autor: Batlle i Roig Arquitectura, Enric Batlle, Joan Roig, Albert Gil

Localización: Fira 2000, Barcelona, Cataluña, España.

Año: 2016-2019

Colaboradores: Anna Lloret, José Sanz, Arquitectos. Maria Duran, Bim Manager. Bis Structures: Ingeniería De Estructuras. Pgi Engineering: Ingeniería De Instalaciones. Arco Façade Consulting: Fachada. Tècnics G3: Arquitectos Técnicos.

Fotografías: Antonio Navarro Wijkmark


Editado por:

David Mimbrero Tectónica

Publicado: Mar 30, 2020

¿Quieres que Tectónica sea tu MediaPartner? Descubre cómo aquí